Todos los textos que se muestran en este blog son originales, y creados por Daniel Montes, administrador y creador del blog. Si ves cualquiera de estos relatos o textos en otra página que no sea esta, NO pertenecen a esa persona, y significa que han sido copiados.
Si te enteras de que alguien está usando los textos de este blog como si fueran de su propiedad, te ruego que me lo notifiques para tomar las medidas oportunas. ¡Gracias!

¡Conóceme como VideoBlogger!

¡ Visita mi canal de YouTube en www.youtube.com/Zstuk !

Sígueme por correo electrónico.

¡Compra mi libro!

Escribí un libro de relatos junto con otras 17 personas. Puedes comprarlo aquí. http://www.underbrain.com/books/#vloggersnow

lunes, 26 de abril de 2010

Misantropía (Parte 2)

"Tranquilo, de los errores se aprende" ¿Cómo? Falso completamente. No se aprende de los errores, se aprende a base de hacer las cosas bien.

Está claro que el que inventó ese refrán era un plurdo que no daba una, porque NO se aprende de los errores. Cada error puede ser el último, y con cada error te frustras. Siempre pongo el ejemplo de la guitarra.
¿Creéis que si uno toca mal la guitarra durante toda su vida lo hará bien alguna vez? NO. Jamás. Para aprender a tocar hace falta saberse los acordes, saberse las escalas, saberse las posiciones, y después llevarlas a la práctica progresivamente para no fallar ni una sola vez.
La cuestión no es aprender de los errores, sino no tener ni un sólo error. Así es como de verdad se aprende; haciéndo las cosas bien a la primera. Y os preguntaréis, ¿Dónde está el contenido misántropo en estas absurdas líneas, Daniel? Yo os lo voy a contar:

Todos los seres humanos se piensan que de los errores de aprende, entonces cuando cometen errores les da igual, porque piensan que van a aprender algo de ellos, entonces siguen sin esforzarse en conseguir las cosas, por lo que vuelven a fallar, y hacen el mundo un poco peor.
Entended que el ser humano, en su perfecta imperfección, debe ir puliendo las esquinas de su inteligencia y de su mente, y está claro que eso no lo va a conseguir a base de errores, l ova a conseguir a base de acertar, y sobretodo de acertar a la primera.

¿Acaso cuando falláis en algo no os molesta? ¿No os sentís incómodos? ¿No os frustráis? Es como lo de que lo importante es participar. Pero por Dios, un poco más de personalidad, y un poco más de ganas en la vida. Lo importante es GANAR, al igual que lo importante es NO FALLAR NUNCA y hacer las cosas bien a la primera. De los errores no se aprende, al igual que la gente sólo está en el mundo para estorbar, incluído yo.

Misantropía.

9 comentarios:

  1. Te equivocas, necesitas de los errores para saber lo que no está bien, por lo tanto para poder hacer lo que sí está bien. De lo contrario, cómo sabes qué lo que estas haciendo está bien?
    Necesitas un referente contrario o negativo a algo para poder establecer que ese algo está, para poder establecer qué es ese algo
    Por ejemplo, no se apreciaría la vida sin la existencia de la muerte, o no seríamos conscientes del bien sin la existencia del mal, y sin saber lo que está mal no podemos saber lo qué está bien, y viceversa.
    Por lo tanto necesitamos de los errores para aprender a no cometerlos.

    El problema está en si uno es capaz o no lo es de aprender de ellos. El problema no está en cometer fallos, sino en no aprender absolutamente nada de ellos.
    Las personas que no ven sus fallos jamás llegarán a superarse, tan siquiera a ser buenas personas.

    Los fallos son necesarios, lo vital es aprender de ellos.

    ResponderEliminar
  2. Pero no es necesario cometerlos. Cuando ya sabes lo que está bien y lo que está mal ya tienes una guía para saber hacer las cosas. Quiero decir; cuando sabes lo que está bien y lo que está mal NO es necesario cometer errores, porque ya tienes la orientación necesaria para hacer bien las cosas, por lo tanto no deberías fallar en nada. No sé si me explico, lo intentaré con un sofisma.

    Si tú cometes un error y ya te lo sabes, no es necesario volver a cometer ese mismo error, por tanto, todas las cosas que hagas dentro de ese ámbito donde está presente la posibilidad y/o probabilidad de error deberían salir bien.

    Es un poco contradictorio, pero nos puede llevar a la conclusión de que se aprende de UN solo error, no de los errores como concepto general. Creo que me he explicado bien xDD

    ResponderEliminar
  3. Vale... acepto lo del ÚNICO error.
    Sin embargo, al cometer siempre el mismo error se demuestra que no se es capaz de aprender de los errores, y por ende es incapaz de avanzar en su evolución personal

    ResponderEliminar
  4. Yo soy programador (bueno, aún estoy estudiando, pero soy bastante bueno en ello) y decir que no se aprende de los errores es casi un insulto personal. Tu das el ejemplo de la guitarra (pobre ejemplo, ya que depende de como toques puede estar bien para algunas personas pero pésimo para otras). Pues yo te doy el ejemplo de escribir un programa, si te pasas una hora buscando un error lógico que tu cometiste creeme que no volveras a cometer ese mismo error, al menos con el mismo programa, ergo aprendiste del error; siempre se aprende (es más, a veces es incluso necesario) de los errores. Y esto no aplica sólo a la programación, sino a todo, el punto es encontrarlos y reconocerlos, sólo entonces aprendes de ellos.
    Y dices que no es necesario cometer errores, entonces de verdad pareces una persona que le estorba al mundo, ya que las personas útiles para el mundo son las que le aportan algo nuevo y es imposible crear algo nuevo que este bien a la primera, siempre cometeràs algún error y, si eres lo bastante listo, aprendes de él. Me remito a Edison "Yo no fallé dos mil veces al intentar hacer la bombilla, simplemente encontré dos mil formas de no hacer una bombilla" :)

    ResponderEliminar
  5. me ha encantado el último párrafo de la aportación de Luis... un comentario genial, simplemente genial.

    :D

    ResponderEliminar
  6. Según tu razonamiento, la educación o la ciencia no tiene ningún sentido porque precisamente se aprende de la secuencia ensayo/error.

    Dices: "cuando cometen errores les da igual, porque piensan que van a aprender algo de ellos, entonces siguen sin esforzarse en conseguir las cosas, por lo que vuelven a fallar, y hacen el mundo un poco peor." Eso es falso, sólo alguien a quien le dan igual los resultados o alguien que no quiere aprender actúa así.

    Creo que el resto de comentarios ya han dicho cosas suficientemente sensatas. De nuevo, creo que es tu juventud la que habla en estos posts.

    ResponderEliminar
  7. Imagínate qué aburrimiento saber tocar bien la guitarra o cualquier instrumento desde el primer día que te pones....el hacerlo bien no nos supondría ningún placer, ninguna satisfacción, ninguna emoción... los seres humanos nos movemos por emociones, sentimientos, pasiones..

    ResponderEliminar
  8. Creo, Iñigo (Sé quién eres, pero no voy a hacer alusiones a nuestra relación profesor-alumno, aunque escribiendo esto ya lo esté haciéndo, y contradiciéndome por consiguiente, pero ese es otro tema)que para aprender hay que ponerse. A base de fallos se puede aprender lenta y toscamente. Yo aprendo a tocar la guitarra despacio, con buena letra, y procurando no equivocarme. Así conseguiré tocar bien :D

    ResponderEliminar
  9. Daniel, llego tarde, soy yo de nuevo.
    Antes pensaba yo igualito que tú, que lo importante es NO FALLAR NUNCA, que lo importante es "GANAR", lograr tus objetivos. Razonemos: importante para qué?
    Para decir importante, hace falta un criterio, y ese fue mi fallo: mi criterio era la perfección en una tarea o algo, que a su vez era impulsado por otro criterio: la perfección en todo, que a su vez era impulsado por otro criterio: la felicidad. FALLO. La perfección no te da felicidad, es más, te la quita. Demostrado por mí mismo xD
    La felicidad es el balance perfecto entre victoria y derrota: sucesivas derrotas te deprimen, y sucesivas victorias también lo hacen: si sacas toda tu vida dieces, el último diez que saques te sabrá a.. nada xD por lo que no recibes felicidad. Un luchador tollo que siempre saca seis, suspende, y saca 8.. y un 10, pues míralo como salta por ahí. Eso no implica que haya que ser tollo: uno sabe en qué debe ser feliz, dónde debe radicar esa felicidad, o no? :)

    ResponderEliminar